Fallece la reina Isabel II del Reino Unido, a los 96 años

Nicky Broyd, Vanessa Sibbald, Peter Russell

Conflictos de interés

8 de septiembre de 2022

Falleció su majestad la reina Isabel II, anunció el Palacio de Buckingham. Falleció pacíficamente en su casa en Balmoral esta tarde, informaron. La reina cumplió 96 años este año y celebró su Jubileo de Diamante, que marcó 70 años en el trono. El primer indicio de que la salud de la reina estaba delicada llegó hoy temprano en un comunicado del Palacio de Buckingham que decía que "los médicos de la reina están preocupados por la salud de Su Majestad y han recomendado que permanezca bajo supervisión médica".

Había sido reina desde la muerte de su padre, el rey Jorge VI, en 1952, cuando tenía solo 25 años. Con su muerte, el príncipe Carlos, de 73 años, se convirtió inmediatamente en el rey Carlos III, se ha confirmado.

"La muerte de mi amada madre, Su Majestad, es un momento de la mayor tristeza para mí y para todos los miembros de mi familia", dijo el nuevo rey. "Lamentamos profundamente el fallecimiento de un querido soberano y una madre muy querida.

"Sé que su pérdida se sentirá profundamente en todo el país, los reinos y la Commonwealth of Nations y por innumerables personas en todo el mundo".

"Durante este periodo de luto y cambio, mi familia y yo seremos consolados y sostenidos por nuestro conocimiento del respeto y el profundo afecto en el que la reina fue tan ampliamente reconocida".

Nacida el 21 de abril de 1926, Isabel II fue la monarca reinante más larga en la historia británica, superando a la reina Victoria, su tatarabuela, por 7 años. 

La reina dio positivo al SARS-CoV-2 en febrero, lo que dijo que la dejó "muy cansada y exhausta". Fue después de que se recuperó de la infección que los "problemas de movilidad" no especificados le impidieron asistir a algunos eventos, y a veces se la veía usando un bastón durante los compromisos. Los problemas de movilidad también la llevaron a cancelar algunas apariciones, además de pedirle al príncipe Carlos que la reemplazara en la apertura de los Comunes este año. 

El año pasado perdió al príncipe Felipe, su esposo durante 73 años, quien falleció a los 99 años en abril.

Reinado con supervisión de 15 ministros diferentes

Vivió la Segunda Guerra Mundial, fue testiga de décadas de enormes cambios sociales y, mientras los primeros ministros iban y venían, su presencia fue una constante en un mundo en constante cambio.

Figura 1. La reina Isabel II y el príncipe Felipe, duque de Edimburgo (1921-2021) con sus hijos, el príncipe Carlos y la princesa Ana.

Si bien muchos de los poderes de los que disfrutaban sus predecesores habían sido eliminados antes de heredar el trono, la reina, como monarca, siguió siendo jefa de Estado y cumplió un papel constitucional importante en la transición del poder. El martes 7 de septiembre invitó a Liz Truss a formar el próximo Gobierno británico. Truss se convirtió en la decimoquinta primer ministra de la reina; el primero fue Winston Churchill, que nació en 1874.

La influencia de la reina Isabel fue más allá de su papel como monarca, sobre todo como jefa de la Commonwealth of Nations. En sus numerosos viajes al extranjero, las filas de personas que esperaban para verla y saludarla eran vistas familiares.

Un estilo de vida saludable

Los libros de historia pueden hablar de monarcas que vivieron en los excesos, comieron demasiado, bebieron demasiado o fumaron demasiado, pero la reina Isabel II no hizo nada de esto. No fumaba y se informó que comía y bebía con moderación.

Mantuvo su cuerpo activo, paseando a sus amados corgis y todavía montando a caballo, incluso cuando enfrentaba "problemas de movilidad".

Su mente también estaba todavía activa. Se ocupó de grandes cantidades de papeleo, leyó informes sobre procedimientos parlamentarios y recibió información sobre asuntos políticos y constitucionales. Sus reuniones semanales y confidenciales con cada uno de sus primeros ministros fueron valoradas por muchos titulares y demostraron que lo que le faltaba en poder directo, lo conservaba a través de la influencia.

La reina redujo los viajes al extranjero en los últimos años, pero en el Reino Unido continuó visitando organizaciones benéficas, asistiendo a servicios religiosos y organizando fiestas en el jardín, además de celebrar audiencias regulares con embajadores, jueces, obispos y políticos.

También tenía su familia numerosa para mantenerla ocupada: madre de 4, abuela de 8 y bisabuela de 12.

Estancias hospitalarias

A diferencia de la mayoría de las madres y bebés reales de la actualidad, la reina no nació en el hospital y tampoco sus hijos.

En octubre de 2021, la reina pasó una noche en el King Edward Ⅶ's Hospital, un hospital privado del centro de Londres, para lo que el Palacio de Buckingham denominó "evaluaciones preliminares".

En 2013, a los 86 años, ingresó en el mismo hospital de Londres con síntomas de infección por un virus estomacal, gastroenteritis. Se quedó una noche antes de regresar al Palacio de Buckingham.

En 2003, la reina se sometió a una cirugía de rodilla. 

Es raro escuchar sobre la salud de los miembros de la familia real. Tienen acceso a un extenso equipo médico que protege ferozmente la confidencialidad del paciente. Se seleccionan varios médicos de cabecera para servir en el 'Hogar médico', incluso en Londres, Windsor, Balmoral, Sandringham y Edimburgo.

Hasta este año y un breve periodo en 2006, cuando presentó una contractura en la espalda, la reina disfrutaba de buena salud y rara vez cancelaba las visitas programadas debido a una enfermedad.

Durante la Navidad y el Año Nuevo de 2015, no asistió a los servicios religiosos tradicionales de Navidad o Año Nuevo en Sandringham debido a un fuerte y persistente resfriado, pero volvió a entregar honores solo unos días después de 2016.

Jubileo de Diamante

En febrero de 2022, el Reino Unido inició una serie de celebraciones para conmemorar los 70 años de la reina Isabel en el trono. El 2 de junio, se organizó un desfile militar con 1.400 soldados con gorras de piel de oso, músicos y 240 caballos, un sobrevuelo de la Royal Air Force y un saludo de 82 cañonazos para honrar al monarca de 96 años. Una sección de Londres incluso presentó un desfile de corgis (la raza de perro favorita de Elizabeth), con más de 30 caninos de patas cortas "marchando" en una procesión.

La reina observó el espectáculo desde el balcón del Palacio de Buckingham y se le unieron cuatro generaciones de sus herederos, incluido su hijo mayor, el príncipe Carlos, quien ahora la sucede como rey, su hijo mayor, el príncipe William; y el hijo mayor de William, el príncipe George. A pesar de su edad y de haberse recuperado recientemente de un caso de COVID-19 en febrero, la reina, ataviada con perlas y un vestido, abrigo y sombrero celestes, lució una gran sonrisa.

Para más contenido suscríbase a nuestros boletines y siga a Medscape en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

Comentario

3090D553-9492-4563-8681-AD288FA52ACE
Los comentarios están sujetos a moderación. Por favor, consulte los Términos de Uso del foro

procesando....