Mini-examen clínico: Evalúe sus conocimientos sobre el diagnóstico y manejo del melasma

Dr. Reinaldo Hamamoto

Conflictos de interés

10 de mayo de 2022

Figura 3. Antes y después del tratamiento del melasma. Fuente: Dreamstime

El melasma puede causar malestar psicosocial y emocional y reducir la calidad de vida del paciente. Es posible que las intervenciones de tratamiento no siempre satisfagan sus expectativas. Los médicos deben utilizar herramientas específicas validadas para medir el bienestar de los pacientes con melasma. El instrumento MELASQoL (prueba de calidad de vida en el melasma) fue traducido y validado al español, y permite un enfoque terapéutico integral.[24,25]

También se recomienda que los médicos mantengan en sus archivos imágenes seriadas de las lesiones de los pacientes para la evaluación del tratamiento. El Melasma Area and Severity Index (MASI, índice de área y gravedad del melasma) es un instrumento de evaluación cuantitativa validado para uso clínico.[26] Una reducción > 30% en el MASI en un lapso de ocho semanas se considera una respuesta adecuada al tratamiento.[2] El melasma es una enfermedad crónica con una alta tasa de recidiva. Deben evitarse los factores desencadenantes, como la exposición a los rayos ultravioleta y los anticonceptivos hormonales.[1,2,3]

El tratamiento del melasma puede producir efectos adversos; las intervenciones que provocan inflamación de la piel pueden dar lugar a una hiperpigmentación postinflamatoria, especialmente en pacientes con tipos de piel más oscuros.[1,2]

Para más información sobre fotoprotección, lea aquí.

Para más contenido siga a Medscape en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

Contenido relacionado

Comentario

3090D553-9492-4563-8681-AD288FA52ACE
Los comentarios están sujetos a moderación. Por favor, consulte los Términos de Uso del foro

procesando....