COMENTARIO

¿Es hora de redefinir la deficiencia de hierro?

Dra. Ileana Piña

Conflictos de interés

25 de marzo de 2022

 El texto ha sido editado para su mejor comprensión. 

Hola y saludos a todos, soy la Dra. Ileana Piña. Estoy filmando hoy desde la Universidad de Jefferson en la Escuela de Medicina de Kimmel, donde tendré un trabajo como jefa de calidad de la línea cardiovascular. 

Hoy hablaremos de un tema que vemos mucho en pacientes con insuficiencia cardiaca y es la deficiencia de hierro. Ya hace unos cuantos años, las guías nos dicen "miren el hierro" y sabemos que la anemia no es necesaria para tener niveles bajos de hierro; el hierro puede estar bajo aún con hemoglobina normal. Asimismo, sabemos que las mujeres con insuficiencia cardiaca tienen una prevalencia más alta de falta de hierro, en comparación con los hombres. Para evaluar el hierro en una persona, se debe de considerar la ferritina y la transferrina. Y si la ferritina está por debajo de 100 ng/ml o si es un poco más alta, se debe evaluar la saturación de transferrina (TSAT), si es menos de 20% es anormal y define la falta de hierro.

Ahora, ¿por qué es eso importante? Porque la anemia y el bajo nivel de hierro realmente afectan a los pacientes. Hay más fatiga, hay menos capacidad para hacer ejercicio y solo hay esta pérdida de calidad de vida. Ahora hemos recurrido al uso de hierro intravenoso con bastante frecuencia porque sabemos que el hierro oral que estamos tan acostumbrados a dar (sulfato de hierro) en realidad no se absorbe muy bien. He tenido pacientes con sulfato de hierro durante años y nada ha cambiado mucho. 

El hierro intravenoso parece estar entregando lo que los pacientes necesitan con excelentes resultados. Ha habido al menos tres ensayos grandes, un par de ellos aún en curso, que han estado analizando la suplementación con hierro por vía intravenosa. Algunos de ellos muestran que la calidad de vida y la actividad mejoran, pero no la mortalidad.[1,2,3] La mortalidad realmente no ha mejorado. 

En este reciente estudio, publicado por investigadores de Hull University Teaching Hospitals NHS Trust en Reino Unido, el Dr. Cleland, reconocido experto en insuficiencia cardiaca, y su equipo recolectaron datos de 4.000 pacientes con insuficiencia cardiaca, tanto preservada o reducida, para evaluar la transferrina. Se analizaron datos a lo largo del tiempo en esta institución donde habían medido la ferritina de hierro y la transferrina.[4] Recordemos: la ferritina es un reactor proteico agudo, por lo que en momentos de alta inflamación, la ferritina sí tiende a subir.

Estos resultados destacan la importancia de evaluar la forma estándar de predecir cómo les irá a los pacientes, y la forma estándar de definir la deficiencia de hierro, y pensar en ello de manera un poco diferente. Los investigadores descubrieron que las mujeres tendían a tener más deficiencia de hierro que los hombres, lo que hemos visto antes. Y no importaba cuál era la fracción de eyección, por lo que era independiente de si se trataba de un paciente con insuficiencia cardiaca con fracción de eyección preservada o reducida.

Asimismo, informan que, si solo observaban los niveles de hierro, la transferrina y la saturación, entonces eso era más importante que la ferritina sérica, porque la ferritina sérica parecía estar asociada con la inflamación. Sin embargo, los pacientes que pueden haber tenido el hierro más bajo y la saturación de transferrina más baja, y tenían una ferritina baja, en realidad tenían una mortalidad más baja. Entonces, la falta de esa respuesta inflamatoria parece estar relacionada con un mejor resultado.

En conjunto con el artículo viene un editorial muy bien escrito de una autora que conozco bien, Dra. Maria Rosa Costanzo, quien ha tenido un largo interés en el hierro y la anemia, tanto en insuficiencia cardiaca como en pacientes trasplantados.[5] Creo que sus puntos están muy bien expuestos, y ante estos datos tal vez necesitemos volver atrás y ver todos estos otros ensayos que hemos realizado, tal vez los que parecen ser negativos y redefinir la deficiencia de hierro. Todavía necesitamos algo de trabajo porque el hierro es una sustancia muy importante, no solo en la hemoglobina, muchas otras funciones enzimáticas, que la Dra. Constanzo detalla muy bien en su editorial, tienen hierro como uno de sus cationes.

Entonces, tal vez debamos regresar y reevaluar esos ensayos y seguir pensando en esto. Lo que les quiero dejar a ustedes, los médicos, hoy es: No se limiten a tomar la hemoglobina, vayan tras ese hierro y mídanlo. Y midan la saturación de transferrina y, si sus pacientes realmente tienen deficiencia, consideren el hierro intravenoso.

No sabemos qué nos dirán las guías de la American Heart Association y el American College of Cardiology, pero ciertamente he usado el hierro intravenoso y he encontrado cambios notables en cómo se sienten los pacientes. Entonces, antes de que digan: "La insuficiencia cardiaca en este paciente está empeorando", o si hay fatiga o alteración en la enfermedad de una mujer con insuficiencia cardiaca, investiguen el hierro. Creo que vamos a encontrar algunas relaciones muy interesantes. Con eso les dejo, espero que esto les ayude en su práctica diaria, recuerden que es un análisis de laboratorio que se puede solicitar fácilmente. Soy Dra. Ileana Piña, despidiéndose, que estén muy bien.

La Dra. Ileana L. Piña es experta en insuficiencia y trasplante cardiacos. Se desempeña como asesora/consultora del Centro de Dispositivos y Salud Radiológica de la FDA de Estados Unidos y ha sido voluntaria de la American Heart Association desde el año 1982. Originaria de La Habana, Cuba, le apasiona inscribir a más mujeres y minorías en ensayos clínicos. También le gusta cocinar y tomar clases de spinning.

Para más contenido siga a Medscape en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

Contenido relacionado

Comentario

3090D553-9492-4563-8681-AD288FA52ACE
Los comentarios están sujetos a moderación. Por favor, consulte los Términos de Uso del foro

procesando....