La infección por virus del papiloma humano durante el embarazo aumenta el riesgo de parto prematuro

Jaleesa Baulkman

Conflictos de interés

29 de septiembre de 2021

Las infecciones persistentes por virus del papiloma humano 16 y 18 durante el embarazo pueden asociarse con un incremento del riesgo de parto prematuro.[1]

Los resultados publicados en la versión digital de JAMA Network Open demostraron que 15,9% de las personas que tenían una infección persistente por virus del papiloma humano 16 o 18 durante el primero y el tercer trimestre del embarazo daba a luz de forma prematura, en comparación con 5,6% de las que no tenían infección por virus del papiloma humano.

Los hallazgos plantean la interrogante de "la fisiopatología del virus del papiloma humano en el embarazo y cómo el virus afecta a la placenta", comentó la Dra. Lisette Davidson Tanner, maestra en salud pública y Fellow of the American Congress of Obstetricians and Gynecologists, quien no intervino en el estudio.

Los investigadores señalaron que los hallazgos son los primeros en demostrar la asociación entre el parto prematuro y el virus del papiloma humano, el cual es un virus incurable que la mayoría de los individuos sexualmente activos adquiere en algún momento de su vida, de acuerdo con Centers for Disease Control and Prevention (CDC) de Estados Unidos.

"Los resultados de este estudio son muy importantes pues nos ayudan a comprender la morbilidad ocasionada por el virus del papiloma humano en el embarazo", señaló la autora principal, Helen Trottier, M. Sc., Ph. D., investigadora en el Centre Hospitalier Universitaire Sainte-Justine, en Montreal, Canadá. "Tal vez simplemente hayamos identificado una causa importante de parto prematuro que hasta ahora no se había explicado".

Trottier y sus colaboradores analizaron datos de 1.052 mujeres embarazadas de tres centros de asistencia sanitaria con afiliación universitaria en Montreal entre el 8 de noviembre de 2010 y el 16 de octubre de 2016.

Solo 5,6% de las personas que no tenían infección por virus del papiloma humano tuvo un parto prematuro, en comparación con 6,9% de las que resultaron positivas para cualquier infección por virus del papiloma humano en el primer trimestre.

Al analizar el primer trimestre los investigadores observaron que 12% de las personas con diagnóstico de infección por el virus del papiloma humano 16 y 18 tuvo un parto prematuro, en comparación con 4,9% de las que tenían una infección por el virus del papiloma humano de alto riesgo diferente a la causada por el virus del papiloma humano 16 y 18. Al analizar el tercer trimestre los investigadores encontraron que 15,9% de las personas con infección por el virus del papiloma humano 16 y 18 tuvo más riesgo de dar a luz de forma prematura, en comparación con las que tenían otras infecciones por el virus del papiloma humano de alto riesgo.

Cuando los investigadores analizaron la persistencia de estas infecciones por el virus del papiloma humano vieron que la mayoría de las infecciones detectadas en el primer trimestre persistía hasta el tercer trimestre. Los resultados también revelaron que la detección vaginal persistente del virus del papiloma humano 16 y 18 se asociaba significativamente con todos los partos y nacimientos prematuros espontáneos. Esta asociación también se observó en quienes se detectaron infecciones placentarias por el virus del papiloma humano.

Mientras tanto, 5,8% de las que tuvieron una infección por el virus del papiloma humano durante el primer trimestre tuvo un parto prematuro.

Los investigadores también observaron que las infecciones por el virus del papiloma humano eran frecuentes en el embarazo incluso en poblaciones "consideradas de bajo riesgo, con base en sus características sociodemográficas y de antecedentes sexuales". Trottier destacó que espera que los hallazgos fortalezcan el apoyo para la vacunación contra el virus del papiloma humano.

El estudio de Trottier se suma al conjunto creciente de investigaciones sobre los efectos adversos del virus del papiloma humano, de acuerdo con la Dra. Tanner, profesora asistente de ginecología y obstetricia en la Emory University, en Atlanta, Estados Unidos. "Ya se sabe que el virus del papiloma humano se relaciona con diversos cánceres anogenitales y orofaríngeos. La posible asociación con el parto prematuro solo añade peso a las recomendaciones para efectuar cribado y prevención de la infección por el virus del papiloma humano", indicó la Dra. Tanner.

Los virus del papiloma humano 16 y 18 son los tipos de alto riesgo que ocasionan casi 70% de los cánceres cervicouterinos y las lesiones cervicales precancerosas, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud. Sin embargo, hay tres vacunas contra el virus del papiloma humano: la vacuna nonavalente, la vacuna tetravalente y la vacuna bivalente, que ayudan a proteger contra el virus del papiloma humano 16 y 18.

Los hallazgos fortalecen los beneficios de la vacunación contra el virus del papiloma humano. "Una infección por virus del papiloma humano no tiene curación. Si el vínculo entre el parto prematuro y las infecciones por dicho virus es efectivamente causal, cabe esperar un mayor riesgo de parto prematuro en estas mujeres. La herramienta eficaz que tenemos es la vacunación contra el virus del papiloma humano, pero idealmente se debe administrar antes del inicio de la actividad sexual a fin de prevenir infecciones futuras que pudieran ocurrir en las mujeres", añadió Trottier.

El American College of Obstetricians and Gynecologists recomienda la vacunación contra el virus del papiloma humano en niñas y mujeres de edades entre 11 y 26 años. La Dra. Tanner añadió que las mujeres de 27 a 45 años de edad que previamente no se han vacunado todavía pueden recibir el beneficio de la vacuna.

"Pese a la eficacia conocida de la vacuna, solo 50% de las pacientes tiene actualizado su esquema de vacunación contra el virus del papiloma humano. Este estudio también resalta la necesidad de educar y alentar a las pacientes para que se vacunen", señaló la Dra. Tanner.

Los autores dijeron que en estudios futuros se debería investigar la relación de la vacunación y los programas de vacunación contra el virus del papiloma humano con el riesgo de parto prematuro.

Los expertos han declarado no tener ningún conflicto de interés económico pertinente.

Este contenido fue originalmente publicado en MDEdge, parte de la Red Profesional de Medscape.

Para más contenido siga a Medscape en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

Comentario

3090D553-9492-4563-8681-AD288FA52ACE
Los comentarios están sujetos a moderación. Por favor, consulte los Términos de Uso del foro

procesando....