Tendencias Clínicas de mayo de 2019

Ryan Syrek

Conflictos de interés

31 de mayo de 2019

Semanalmente identificamos un término de búsqueda frecuente, analizamos que causó su popularidad y presentamos una infografía relacionada. ¡Si tiene alguna sugerencia de qué Tendencia Clínica es la más destacada y por qué, no dude en compartirla con nosotros en Twitter o Facebook!

Apnea del sueño. Tendencia Clínica de la semana (20 a 24 de mayo)

Nueva información sobre las asociaciones con otros trastornos graves y factores de riesgo importantes ayudó a hacer de la apnea del sueño la Tendeencia Clínica de esta semana.

Resultados de un nuevo estudio indican que pacientes en los que se realiza cirugía mayor no cardiaca y que tienen apnea obstructiva del sueño no diagnosticada pueden tener un aumento en el riesgo de eventos cardiovasculares. Pacientes con apnea obstructiva del sueño grave presentaron una combinación de lesión miocárdica, muerte por causas cardiacas, insuficiencia cardiaca congestiva, tromboembolia, fibrilación auricular y accidente cerebrovascular con tasas más altas que las de aquellos que tenían apnea obstructiva del sueño moderada, leve o nula. Aunque se necesitan más estudios que evalúen estrategias para posible intervención, los resultados indican que la detección sistemática preoperatoria de apnea obstructiva del sueño puede ayudar a identificar a pacientes con más riesgo de complicaciones.

Más allá de los problemas cardiovasculares, un nuevo estudio indica que la apnea obstructiva del sueño puede desempeñar un papel en la acumulación de tau en el cerebro, lo cual aumenta el riesgo de enfermedad de Alzheimer. Adultos mayores con apnea obstructiva del sueño y con cognición normal resultaron con un incremento en la señal en PET para tau en la corteza entorrinal. Participantes con apnea obstructiva del sueño tuvieron tau en esta región en niveles 4,5% más altos en promedio. Se necesita más investigación para determinar si el tratamiento de la apnea obstructiva del sueño puede prevenir o alterar la acumulación de tau o si un aumento en los niveles de tau predispone a apnea obstructiva del sueño en pacientes de edad avanzada.

La apnea obstructiva del sueño también puede ser un factor importante que contribuya a fatiga en individuos con esclerosis múltiple. La fatiga es uno de los síntomas más frecuentes y discapacitantes en la esclerosis múltiple. La posibilidad de que la apnea obstructiva del sueño no diagnosticada pueda ser un factor importante que contribuya a la fatiga podría ser un camino para aliviar su gravedad.

Desde luego, parte del problema es que la apnea obstructiva del sueño sigue siendo difícil de diagnosticar. Como se explica en un comentario reciente, algunos criterios utilizados para el diagnóstico pueden no ser útiles y de hecho pueden complicar más la valoración de este trastorno.

Dadas las potenciales asociaciones entre apnea obstructiva del sueño y diversos trastornos graves, el análisis de cómo diagnosticarla y tratarla mejor probablemente mantendrá este tema como Tendencia Clínica.

Para más información sobre la apnea del sueño, lea aquí.

Para más contenido siga a Medscape en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

Comentario

3090D553-9492-4563-8681-AD288FA52ACE
Los comentarios están sujetos a moderación. Por favor, consulte los Términos de Uso del foro

procesando....