En las personas de edad avanzada con accidente cerebrovascular puede ser útil la trombectomía

Pauline Anderson

Conflictos de interés

26 de junio de 2018

LISBOA, PRT. Aunque los pacientes de edad avanzada con accidente cerebrovascular isquémico tienen peores desenlaces funcionales que los más jóvenes después de la trombectomía, una proporción sustancial tiene muy buena evolución, señala un estudio retrospectivo de registro.[1]

Cada vez más estudios informan sobre la eficacia de la trombectomía mecánica para los accidentes cerebrovasculares por obstrucción de vasos de gran tamaño, pero los pacientes de 80 años y más de edad no han estado bien representados en estos estudios.

"Este nuevo estudio esclarece aspectos adicionales de este tema", dijo a Medscape Noticias Médicas el Dr. Ary Severino Lopes De Sousa, residente de neurología del Centro Hospitalar de Lisboa Central, en Lisboa, Portugal.

Dr. Severino Lopes De Sousa

"Encontramos que en pacientes mayores de 80 años que se sometían a trombectomía mecánica, el desenlace funcional a los 3 meses en realidad es peor en comparación con los pacientes más jóvenes. Sin embargo, una proporción sustancial ―uno de cada tres― puede realizar sus tareas cotidianas después del tratamiento, con alteraciones leves o nulas por su accidente cerebrovascular".

El estudio fue presentado en la cuarta reunión de la European Academy of Neurology (EAN) de 2018.

Incidencia de accidente cerebrovascular creciente

En todo el mundo la población está envejeciendo, dijo el Dr. De Sousa a los asistentes al congreso. Se predice que para el 2100, 22,3% de la población tendrá 65 o más años de edad, dijo.

A medida que envejece la población, se incrementa la incidencia de accidente cerebrovascular dependiente de la edad. En el año 2014, la American Heart Association informó que el accidente cerebrovascular en mayores de 85 años representaba 17% de todos los accidentes cerebrovasculares.

El Dr. De Sousa y sus colaboradores llevaron a cabo un análisis retrospectivo utilizando un registro local. El estudio fue realizado en la Unidad Cerebrovascular, en el Centro Hospitalar de Lisboa Central, en Lisboa, Portugal.

Los investigadores seleccionaron a pacientes consecutivos que se sometieron a trombectomía mecánica por accidente cerebrovascular isquémico agudo de la circulación anterior. Tenían un buen estado funcional antes del accidente cerebrovascular, definido como una puntuación de 2 o menos en la escala de Rankin modificada (mRS).

El análisis incluyó a 208 pacientes: 134 menores de 80 años, y 74 de edad igual o mayor a 80 años. Los dos grupos eran similares en cuanto a la proporción de mujeres, gravedad del accidente cerebrovascular, puntuación en la National Institutes of Health Stroke Scale (NIHSS), ubicación de la obstrucción arterial, uso de activador de tisular del plasminógeno intravenoso (tPA IV), tiempo inicio-aguja y tiempo inicio-punción inguinal.

Los pacientes mayores tenían más signos de isquemia actual en la tomografía computarizada al ingreso (36,5% frente a 21,6%; p = 0,02).

Por lo que respecta a los factores de riesgo, solo el ataque isquémico transitorio previo fue diferente entre los grupos, y estos ataques se comunicaron con más frecuencia en los muy ancianos (6,8% frente a 0%; p < 0,01), aunque según lo señaló el Dr. De Sousa, las cifras fueron muy bajas.

Desenlace funcional

El criterio principal de valoración fue el desenlace funcional deficiente a los 3 meses, definido como una puntuación de 3 o más en la escala de Rankin modificada. El estudio informó que 67,3% de los pacientes mayores tuvieron un desenlace desfavorable en comparación con 46,3% de los pacientes más jóvenes (odds ratio [OR]: 2,4; IC 95%: 1,3 – 4,6; p < 0,01 frente a los pacientes de menor edad).

Sin embargo, el Dr. De Sousa resaltó que 32% de las personas de edad muy avanzada tuvieron un desenlace funcional satisfactorio. "Esto significa que uno de cada tres pacientes de edad muy avanzada tenía funcionamiento independiente a los 3 meses".

Cuando los investigadores compararon a los pacientes muy ancianos con un grupo de edad más similar, 60 a 79 años, "todavía encontramos una diferencia significativa entre los dos grupos por lo que respecta al desenlace funcional a los 3 meses, con un odds ratio de 2,0", aunque menor que en la población total, dijo el Dr. De Sousa.

Además de la edad de más de 80 años, los investigadores descubrieron que el accidente cerebrovascular moderado a grave, definido como una puntuación en NIHSS superior a 15 (OR: 2,6), y el edema cerebral importante (OR: 8,6) también eran factores predictores de un desenlace funcional desfavorable a los 3 meses en todos los pacientes de 18 y más años de edad.

"Al analizar solo a los pacientes mayores de 80 años, observamos que solo el accidente cerebrovascular moderado a grave era un predictor de desenlace funcional desfavorable a los 3 meses, con un odds ratio incluso más alto de 3,4", dijo el Dr. De Sousa.

Las variables no significativas fueron género, sitio de obstrucción del vaso, utilización de activador de tisular del plasminógeno intravenoso, tiempo inicio-aguja y tiempo inicio-punción inguinal.

En cuanto a los criterios secundarios de valoración, el estudio no demostró diferencias significativas entre los grupos por lo que respecta a transformación hemorrágica, definida como hematoma parenquimatoso de tipos 1 y 2; edema cerebral en los espacios intracelulares o extracelulares del cerebro; o mortalidad por cualquier causa a los 3 meses.

Aunque la muerte fue más frecuente en los pacientes de edad muy avanzada (OR: 1,9), el Dr. De Sousa enfatizó que el odds ratio no fue estadísticamente significativo.

Los resultados de este estudio respaldan las recomendaciones para la trombectomía en pacientes de edad muy avanzada que pueden beneficiarse de la misma, dijo el Dr. De Sousa, agregando que se necesita más investigación para identificar factores relacionados con su desenlace favorable.

Después de la presentación, el Dr. Christian Enzinger, encargado de copresidir la sesión, profesor asociado del Departamento de Neurología, de la Medical University of Graz, en Graz, Austria, quien también trabaja en el Departamento de Radiología, dijo que el hallazgo de que uno de cada tres pacientes de edad avanzada con accidente cerebrovascular tiene un buen desenlace después de la trombectomía es una noticia "que podemos decir a nuestros colegas de radiología intervencionista".

El Dr. Enziger preguntó si los investigadores consideraron el empleo de una puntuación basada en imágenes, como la puntuación de tomografía computarizada del programa temprano de accidente cerebrovascular de Alberta (ASPECTS), para evaluar la afectación de los cambios isquémicos tempranos.

"Ese es nuestro siguiente paso", dijo el Dr. De Sousa.

El Dr. Andrew Chan, un neurólogo geriatra del Queen Elizabeth Hospital, en Hong Kong, China, preguntó si los investigadores obtuvieron datos sobre función cognitiva.

El registro no tiene esta información, aunque en los pacientes con diagnóstico previo de demencia que tienen alteración importante no se recomienda el tratamiento mediante trombectomía, dijo el Dr. De Sousa.

El Dr. Chan también preguntó si los investigadores contaban con algún dato que comparase la trombectomía mecánica con la trombólisis intravenosa en estos pacientes de edad muy avanzada.

En la actualidad se dispone únicamente de datos que comparan la trombectomía mecánica con el tratamiento secuencial (trombólisis intravenosa más trombectomía) y no solo con trombólisis, "pero podemos analizar esto", respondió el Dr. De Sousa.

Los investigadores han declarado no tener ningún conflicto de interés económico pertinente.

Comentario

3090D553-9492-4563-8681-AD288FA52ACE
Los comentarios están sujetos a moderación. Por favor, consulte los Términos de Uso del foro

procesando....